Beneficios

Puertas corredizas: espacio sin barreras, luz y amplitud

6:31 pm

Estas grandes aliadas del espacio comunican habitaciones, suman metros y dejan pasar la luz. Y los modelos actuales se instalan casi sin obras. Una opción para tener en cuenta.

Son una de las mejores opciones para comunicar espacios, favorecer la continuidad visual y el paso de luz entre habitaciones. Sin olvidar que una puerta corrediza proporciona hasta 1,5 m2 extra porque no se necesita el espacio libre para abrir cada puerta. Además, los modelos empotrados permiten aprovechar las paredes laterales para apoyar muebles porque sus hojas quedan ocultas en el interior del marco.

Si todavía tenés dudas sobre estas puertas, te acercamos algunos consejos para que veas los múltiples beneficios que tienen en los espacios.

La mejor opción para cada casa

Desde una sola puerta corredera a un modelo doble, uno plegable o soluciones XXL.Cada opción debe ajustarse al espacio disponible. Tanto si se trata de habitaciones contiguas, paralelas, o si disponen de salida al exterior, es importante estudiar el tipo de puerta que mejor se adapta a nuestras necesidades y consultar con un profesional especializado.

El hueco disponible es determinante en la elección de uno u otro sistema. Así, en grandes vanos lo ideal son los paneles correderos, que hacen las veces de tabiques móviles, o las puertas corredizas dobles, si la dimensión del hueco es muy grande.

¿Puertas a la vista o empotradas?

La primera opción, en la que la puerta se desliza paralela a la pared, no necesita obra, tiene un costo menor pero deja inutilizada esa pared y no siempre es posible colocarla.

Por su parte, las corredizas empotradas precisan obra, suponen un mayor costo económico, pero optimizan el espacio de la pared y ofrecen distintas soluciones capaces de adaptarse a cada necesidad.

Ya no es necesario crear dos tabiques paralelos con una guía central donde fijar la puerta. Hoy en día las puertas se colocan entre tabiques o se integran en un armazón metálico que se revoca como una pared.

Más seguridad, menos obras

Las corredizas entre tabiques de yeso son las más empleadas, ya que aunque resultan algo más caras, implican menos obra y tiempo de ejecución.

Materiales y colores marcan la diferencia

El material a elegir dependerá de las necesidades del espacio (si precisamos luz o intimidad) y de la estética deseada.

El abanico es amplio: de madera (las oscuras “pesan” visualmente, de manera que si comparten el mismo color de la pared, se integrarán mejor), lacadas, de cristal (las más caras), con paneles de cristal o incluso si lo que buscamos es el efecto de un tabique móvil.

Puertas para espacios difíciles

Para dar solución a cada necesidad, existen nuevas posibilidades. Así, hay corredizas para exterior con una mínima sección de aluminio que proporcionan más luz. Para habitaciones contiguas existen modelos que albergan en un mismo hueco las puertas de las dos estancias y hay prácticas estructuras totalmente integradas en la pared.

 

¿QUE SENTIS?

¿Te gustó ésta noticia?
  • Me sorprende
  • Me gusta
  • Me indigna
  • Me calienta
  • Me enloquece
  • Me resbala

COMENTARIOS

TE PUEDE INTERESAR

Para fines sociales

Novedad

Vidrios decorativos

Ya no hay excusa

© 1998 - 2018 DiarioHuarpe.com
Todos los derechos reservados