¿Querés recibir notificaciones de alertas?

Habrá un Instante, como hubo

POEMA

Miguel Montoya Jamed

POR Miguel Montoya Jamed
28 de octubre de 2021

28 de octubre de 2021

(Una de las tantas noches, de las que salgo a caminar por las calles tumbadas boca abajo, procurando no estorbar entre las camas de media plaza, hechas con cartón y diarios viejos, por los hombres y mujeres que duermen en las calles. Procurando no estorbar a los niños que duermen en los umbrales. Yo estaba en el bar de siempre, y entró mi hermano Jorge Fernández, artista de la puta madre, y me dijo: Miguel, encontré un Poema tuyo tirado en la calle, me entregó las hojas y le dije: mañana lo publico, mañana lo mando al Diario, y te lo voy a dedicar…….Me respondió: No, dediquémosno el Poema, hay que dedicarlo colectivamente…….Se paró al lado de la mesa y lo leyó en voz alta)

Habrá un Instante
como, seguramente, hubo cuando fue “La Tierra de los “Hombres””

Tendrá que haber un Instante. Para el hombre y para la mujer
Por el hombre y por la mujer
Para que la belleza y la libertad: se signifique hombre y se signifique mujer
Un Instante en que las máquinas se desvanecerán, al unísono, simultáneamente Las máquinas que sobran porque nos sobran
Las máquinas, que simbolizan el pensamiento calculador. El que obnubiló al Individuo, el único pensamiento practicado
Pensamiento que De-Subjetuliza
Las máquinas que monopolizaron el Lenguaje
Las máquinas que se interpusieron entre el Humano y el Humano
Las máquinas que se interpusieron entre el médico y el paciente
Las máquinas de la superstición
Debemos construir una nueva Ilustración
Debemos re-constituir el Sujeto del Sentido
En un instante
Instante: La Existencia en sí misma
Y los trozos de metal, desechos de la servidumbre, serán el límite de la avaricia, de la enajenación, del sometimiento y de la ignorancia
Los trozos de metal, desechos. Serán el símbolo del límite de la destrucción del hombre y de la mujer, Humano-Humanizándose
Del otro lado del límite 
El “Hombre” será Sujeto-haciéndose Sujeto
El hombre y la mujer en la construcción de su mundo histórico y hablante. Con la Palabra, en un discurso con Sentido, que hablará del mundo y hablará de él o de ella
El hombre y la mujer en el mundo, mortales que viven en un mundo sin dios, que hablan de la Naturaleza y de lo que crean
Sin el dios de la servidumbre, del pecado y de la culpa. Sin el dios de la esclavitud
El “Hombre” sin amo
“El “Hombre” no es perfecto” o “El “Hombre” es imperfecto”, es una falacia
es un componente del sentido común que, como tal, en sí mismo es un sin sentido
una expresión vacía en sí misma, cargada de religiosidad y vaciada de razonamiento
¿Cuál es el modelo contra el que se define la perfección o no, del “Hombre”?
Es falso definir la cualidad contrastando lo existente con lo imaginario, con lo no existente
Por lo tanto:

“El “Hombre” es perfecto”

No “un hombre es perfecto” sino “el “Hombre” es perfecto”
Se lo puede comparar con los vegetales, que nacen, crecen y mueren. Con los animales, que nacen crecen, son animados, se relacionan manifiestamente y mueren
Y con el “Hombre”
Y ahí se establece lo absoluto
El hombre y la mujer aman, conocen y producen
El hombre y la mujer desean
El hombre y la mujer poseen memoria e inteligencia. Resuelven, manifiestan su nacimiento y su muerte, pueden decidir su muerte, dudan, ignoran
Existen hombres y mujeres con desarrollos extraordinarios de las cualidades, como la vista, la voz, la reflexión, la fuerza, la sensibilidad, etc.......
El “Hombre” en cualquier intento de comparación, tienen como modelo único superior y definitivo, al “Hombre”. Esto define la perfección del “Hombre”
Su ser absoluto, su ser perfecto. Su ser de cómo ser
De esto podemos definir, Perfecto: que tiene en la comparación como modelo, a sí mismo

Desde ese Instante serán incomprensibles los conceptos que exponen la superficialidad, porque no son conceptos:
“Ciencia”, para Feyerabend: habrá Humanidades
Para mí, habrá: Un Territorio de complejidades de Ideas. Un territorio de necesidades frente a des-velaciones, inherentes, indispensables. Un Territorio de conceptualizaciones.  Un territorio de miradas distintas del Mundo
Habrá: Dominios del conocer o Territorios del conocer, para que los Hombres se pongan frente a la belleza y a la libertad. Y de eso será “la excelencia”- otro concepto de la superficialidad
Otro incomprensible será: “guerra”. Y serán incomprensibles los derivados de esos incomprensibles
El hombre y la mujer conseguirán la mirada y verán al hombre y a la mujer
El hombre y la mujer, en relación con la Evidencia
El “Hombre” como “ser-en-el-mundo”, es descubridor
Volveremos a respirar Aire y a beber Agua
En el Instante morirán unos cuantos: los a-gentes del cálculo
Se desvanecerán con los derivados y como los derivados. Porque son derivados de los conceptos que exponen la superficialidad
Desde aquel Instante, el Hombre entrará en el Sentido
No habrá términos como: bandera, himnos, patria
Se entenderá la Nación, como:
Nación: es el “modo de ser”, desde una configuración cultural, que comprende rasgos, conductas, aún comportamientos frente a determinados estímulos. Es el modo de hablar y un modo de considerar objetos y relaciones
Un conjunto amplio de mujeres y hombres con un mismo “modo de ser”, constituyen una Nación. Modo: significa similitud, igualdad de componentes o igualdad de disposición de los componentes
Ahora si en esta definición, como característica principal apuntamos “el nacimiento en un lugar”, como origen. Nación será un concepto fundado y sostenido solo en esta característica y no en el “modo de ser”, que es variable, transformable, que se incluye en la temporalidad del Sujeto
Si lo que define a “nación”, es lo dicho como “modo de ser”, será un concepto “Temporal”, permanentemente construible, un movimiento, al que no se le puede fijar símbolos, ni colores, ni canciones. Ya que distintos hombres y mujeres pueden convivir con distintos hombres y mujeres, todos nacidos en distintos lugares, un tiempo determinado en el cual se transfieran, rasgos culturales, gestos, conductas comportamientos, “costumbres”
aún la lengua y se configuren un nuevo “modo de ser”, conformarían otra Nación
De lo contrario: los símbolos, como la bandera, el himno y demás
son anteriores al conjunto de hombres y mujeres. Y serán como la etiqueta de “un envase”, donde los que cumplan con ciertos requisitos administrativos conformarán la nación de ese color y melodía, aún sin que se produzca el proceso de transferencia. Es un concepto espacial
Por lo tanto “nación”, como concepto espacial refiere al Sujeto, el nombre y distintivos de un lugar
Y “Nación”, como concepto temporal se refiere a la identidad del Sujeto constituyéndose con Otros en el proceso de humanización
El “Hombre” tendrá “Lugar”
Para los hombres y mujeres habrá Lugares
En las conmemoraciones y tertulias habrá Pensamiento y la Música será la de los Poetas
El hombre y la mujer leerán a los Griegos, y a los Poetas
El hombre y la mujer habitarán el Arte y la Filosofía
Se desvanecerán los ministros, los jueces, los policías, los asesores, los presidentes y los concejales, y el resto de los derivados. Como los derivados
Y como los “conceptos primitivos” del cálculo, y “los derivados”, se desvanecerá: el poder político y el Estado
las máquinas y los absolutos, lo exacto y la totalidad, los nacionalismos y el mercado la jubilación y la desocupación
la ignorancia y la servidumbre
el dominio y la tolerancia
El hombre y la mujer en la construcción de su mundo histórico y hablante, debido a los conceptos capitalista del conocimiento y del trabajo- entre otros múltiples objetos de destrucción- ha procurado una repleción de artificios
El concepto del “Hombre” como “consumista”, en los discursos permanentes del poder político, fortalece la producción de artificios, como un objeto de la De-Subjetualidad de los individuos
Y ha comprendido: el deber salir del mundo natural para construir el mundo histórico, como un desarraigo de la Naturaleza
La Escuela Secundaria y la Universidad preparan al individuo sólo como productor de artificios
No procuran la formación para la belleza, para la seguridad, para la libertad, para la felicidad del individuo
No procuran la formación para la construcción de un Mundo Mejor
Esa repleción de artificios y sólo la procuración, vana, de relacionarse con los artificios, lo ahoga, le perturba el proceso de humanización, lo De-Subjetualiza
El “Hombre”: se sana, fortalece su Subjetualidad si “vuelve” a la Tierra
El “Hombre” se salva de la destrucción como Sujeto si “vuelve” a la Tierra
A esa Tierra que depende del “Hombre” que depende de la Tierra”
La Salubridad del Sujeto es una sola: es la interioridad exterior y es lo exterior de nuestra interioridad

El “Hombre” se salva si vuelve a la Tierra
Y esto es: si deja de suponer que es posible el desarraigo del Mundo Natural (si “suponer” no es la expresión de una actitud asociada al Instinto, es una idiotez o enajenación por el sistema)
En la construcción de nuestro Mundo Histórico y Hablante, sobreponemos el mundo animal. Pero el “Hombre” conforma el Ambiente y el Ambiente lo conforma
El Individuo conforma la Naturaleza y la Naturaleza lo conforma
El Ambiente es lo más íntimo que tenemos afuera
Y aquel “suponer” no se asocia al Instinto

El “Hombre” se salva si vuelve a la Tierra
Y un camino seguro, de regreso, es el Arte y la Filosofía
En cada Instante está la Eternidad    
El Sujeto tendrá sólo un miedo: el de ser-en-el mundo
…y no estoy seguro de esto…

Para reportar errores debe estar registrado.

Iniciar sesión

Para Agregar información debe estar registrado.

Iniciar sesión