¿Querés recibir notificaciones de alertas?

AHORA

30 C°

Jueves

20 C° / 28 C°

Viernes

16 C° / 32 C°

Provinciales > Abordaje responsable

Diversidad sexual: especialistas dicen que se debe debatir en familia

Marta Bustos y Analía de los Ríos destacaron la aplicación de la ESI, pero sostuvieron que es fundamental que la temática sea abordada en la casa respetando y acompañando la decisión del menor. 

POR Facundo Merenda SEGUIR
15 de octubre de 2019

15 de octubre de 2019

La diversidad sexual o de género es la asignación de aspectos socialmente atribuidos a un individuo, diferenciando lo masculino de lo femenino en base a sus características biológicas. El género condiciona los roles, las acciones, el aspecto físico y la expresión de la sexualidad de las personas. Según las especialistas Marta Bustos y Analía de los Ríos, el planteo del tema debe darse primero en el hogar. Allí la familia jugará un rol clave para acompañar a la persona durante el proceso de su conocimiento íntimo. “Debe ser abordado con naturalidad. Querer juzgar y ser más orientador que la persona que está transitando por eso, no sirve”, opinó Bustos.

Ambas profesionales sostuvieron que se deben buscar los momentos adecuados para el diálogo. “Tenemos que buscar caminos para dialogar. No es nada grave, estamos hablando de una actitud que quiere una persona para su vida”, dijo Bustos. Por su parte, De los Ríos agregó “el primer lugar para atender este paradigma es el seno familiar. Ellos deben acompañar el transitar de los niños. La construcción de la identidad es un proceso que dura toda la vida y desde que se explayan en su niñez quiere decir que el individuo está mostrando que eligió vivir esa historia”.

Hace algunos días, en San Juan salía a luz el caso de un varón que estando en el colegio se paró frente a sus compañeros y les dijo que se sentía una mujer. Esto despertó el interrogante social de si se está preparado para abordar estas temáticas. Las especialistas dijeron que siempre resultó “tedioso” o “tabú”, pero se debe “comprender el cambio social, para entender lo que esa persona está queriendo decir con su elección sexual”. Aseguran que en la familia deben darse los momentos para hablar para que el joven llegue seguro a la escuela de quién es y qué es lo que quiere para su vida. 

Sobre la edad de descubrimiento, Bustos sostuvo que eso se da de manera paulatina. Los niños comienzan a descubrirse sexualmente a los 3 o 4 años y que no hay un rango de edad establecida para comunicar cómo se autoperciben genitalmente. “En cualquier etapa sea de chico o en la adolescencia es primordial que los padres acompañen y escuchen, no para cambiar algo del joven sino para entender lo que nos están diciendo”. Además, la doctora recomendó que una vez aceptado el tema deben consultar a un especialista para que entre todos busquen el rumbo para guiar a la persona en su decisión.

Más allá de la casa, la escuela es otro lugar que propicia la apertura del menor a la hora de explayarse en el tema. Con la Ley Nacional 26.150 del 2006, se creó el Programa de Educación Sexual Integral para su implementación. En la provincia la formación de los docentes y su posterior aplicación en el aula quedó a cargo de la Escuela de la Familia. Se hicieron algunas pruebas pilotos pero todavía no comenzó a dictarse en los establecimientos educativos.

Su aplicación abarca desde el nivel inicial hasta el nivel superior de formación docente y de educación técnica no universitaria. “La ley de Educación sexual debe aplicarse, no podemos quedar al margen de este tema”, opinó Bustos. Por su parte Analía de los Ríos, sostuvo que “a la ley la veo bien pero no es suficiente”. Para finalizar, ambas concluyeron que se tiene que avanzar en conjunto tanto familia y escuela para que el tema sea abordado integralmente respetando siempre la elección del menor.

Para reportar errores debe estar registrado.

Para Agregar información debe estar registrado.