AHORA

22 C°

Lunes

10 C° / 24 C°

Martes

6 C° / 20 C°

Opinión > Hablemos en serio

Soy político, opino (y hago) lo que quiero

Salió Alberto Fernandez, candidato presidencial del Justicialismo, de Comodoro Py, y tal como si la Institución Justicia fuera la hermana menor de la Institución Política, expresó que todo lo que dice es opinión sin base en datos ciertos.

Nestor "Roly" Olivera

POR Nestor "Roly" Olivera SEGUIR
11 de julio de 2019

11 de julio de 2019

Resulta increíble que un candidato presidencial le falte el respeto de esta manera a una de las Instituciones Base de la República, y que, por ser político, pueda opinar libremente sobre las cuestiones de justicia sin prueba alguna.

Quedó demostrado, que no les importa nada, que la falta de respeto rayano en la irresponsabilidad socio política no tiene límites, a la hora de emitir un discurso en contra de la oposición de turno.

La justicia, actuó como debiera actuar toda la justicia, inclusive la de San Juan, en tanto que los dichos de cualquiera que pudiera demostrar la existencia de un hecho pasible de investigación penal, debe ser ratificado o rectificado en el ámbito jurisdiccional.

Dicho así, esto se vería reflejado en que cualquier denuncia pública deba ser investigada sin más. Me parece que le daríamos mayor responsabilidad a las manifestaciones de los políticos.

Veamos que dijo oportunamente Fernandez.

Fue con relación a la causa penal de la investigación por el Memorándum con Irán, en la que el Juez Rafecas desestimó la denuncia.

En ese entonces Alberto, no tan “Cristinizado” como ahora, digo textualmente que “debía haber una mejor investigación”, que más que una crítica a la labor jurisdiccional sonó, teniendo en cuenta de quien venía y su alto poder de conocimiento del ejecutivo (Jefe de Gabinete), había cuestiones fácticas que no se habían tenido en cuenta, que faltaba más investigación.

Pedido de la querella por medio, es citado a dar explicaciones sobre “que cuestiones no habían sido investigadas”, razón lógica de alguien que pretende llegar a la verdad real, que es lo que debe descubrir el proceso penal.

Hoy, ya “Cristinizado a la máxima expresión”, Alberto explicó que aquella crítica y fuerte expresión de duda sobre la actuación del Juez y la necesidad de ampliar la investigación, fue sólo una manifestación “política” sin sustento en prueba alguna, y se trata de mostrar que esto fue parte del “circo político de la justicia”.

Si digo panqueque, es faltarle el respeto a la exquisita preparación culinaria que a muchos nos ayudó a calmar hambres en épocas de soledad de estudio. Ergo, no le coloco nombre alguno a la actitud; pero si me veo en la obligación de exigir mayor responsabilidad a la hora de emitir expresiones con liviandad sólo con el objetivo de “marcar presencia” política y después de criticar con “mirada electoral” lo que debiera ser una actitud lógica de toda la administración de justicia.

Además, me sonó también irresponsable que el presidente del PJ, el sanjuanino Gioja expresara el 9 de Julio en su twitter que “No ver a todo el pueblo en la calle en una gran fiesta popular me genera mucha tristeza. En contraposición con el twitt del 20 de Junio en el que expresó que “El futuro presidente, Alberto Fernández, tuvo una excelente jornada en San Juan. Un sol espectacular, la gente demostrando muchísimo cariño, un desfile inolvidable y la celeste y blanca bien alta.”; como si las fiestas patrias fueran propiedad privada del Justicialismo.

Ni en contra ni a favor, estoy por el engrandecimiento de una sociedad en su conjunto, para lo que pido responsabilidad y no oportunismo político que tanto daño nos hace. Trabajemos con nuestras diferencias de ideas en el camino común de crear un futuro mejor.

Pasen a la historia por eso, y no por los futuros monumentos, edificios o calles que llevarán su nombre. Escribamos la historia con responsabilidad. Se lo agradecemos desde ya.

 

Para reportar errores debe estar registrado.

Para Agregar información debe estar registrado.

¿Querés recibir notificaciones de alertas?