AHORA

7 C°

Martes

-3 C° / 15 C°

Miercoles

0 C° / 17 C°

Provinciales > Habló el abogado

Terrenos de Enología: “No se puede adquirir por posesión veinteañal bienes de dominio público”

Marcelo Arancibia, representante legal de la comunidad educativa, apuntó contra el hombre que está ocupando parte de la escuela en calle Colombia y Paula Albarracín de Sarmiento.

Miranda buscó mensurar terrenos para extender su posesión en el campo de Enología. Foto: Sergio Leiva/DIARIO HUARPE.

POR Facundo Merenda SEGUIR
30 de junio de 2020

30 de junio de 2020

Luego de que un particular convocara a un agrimensor para realizar la mensura de una parte del terreno de la Escuela de Fruticultura y Enología sobre calle Colombia y Paula Albarracín de Sarmiento, alegando tener posesión veinteañal, el abogado de la comunidad educativa, Marcelo Arancibia, apuntó contra el hombre y dijo que no puede interponer ese título porque esos bienes son de dominio público y figuran a nombre del Estado provincial.

“Tras la mensura que realizó, ahora Catastro tiene que impugnarla teniendo en cuenta que es ilegal lo que hizo. Acá hubo una usurpación de un hombre que se quedó con parte de un inmueble y luego un pariente cambió el rumbo de las cosas e intenta reclamar algo que no le corresponde”, dijo Arancibia a DIARIO HUARPE.

La polémica se reavivó el jueves de la semana pasada cuando un hombre de apellido Miranda – que vive en esos terrenos – quiso mensurar parte del campo productivo de la escuela para lograr extenderse. El director de la institución, Sergio Montero, contó que el conflicto viene desde hace varios años: en 1965 celebraron un contrato con García, suegro de Miranda, él debía custodiar de manera temporal los parrales de uva que ahí se plantaran, pero con el tiempo amplió su familia y utilizó esa concesión para ponerse una gomería y luego un lavadero, es decir, cambió el rumbo original de su función en ese lugar.

“Desconozco si hubo un contrato entre el Ministerio de Educación y García, pero si existió el hombre hizo una interdicción del título, entró como cuidador pero con el paso de los años terminó desarrollando una actividad que no tenía nada que ver con la custodia del terreno”, comentó Arancibia.

En la jornada donde Miranda buscó mensurar el terreno estuvieron autoridades de Educación y de la Fiscalía de Estado. Según Arancibia, ese último organismo debe intimar al particular a retirarse en un plazo perentorio: “Creo que no va a ocurrir un juicio por posesión veinteañal porque antes estimo que va a quedar frustrada la posibilidad de que se quede con el terreno”, dijo.

El letrado comentó que la otra arista administrativa posible es analizar si a Miranda le cabe un juicio de desalojo, pero Arancibia dudó de que sea factible llevarlo a la práctica porque eso sería en el marco de obligaciones contractuales: “Esta gente se metió ahí, lo sucedió una persona tras otra y terminan siendo poseedores de mala fe”, explicó.

Arancibia argumentó que la postura de la comunidad educativa es mantener el patrimonio de la Escuela de Enología para eso se tiene que hacer el censo de los terrenos y la correspondiente escritura para evitar que el tiempo siga mutilándolos.

“El Estado hace más de dos décadas debería haber realizado el inventario de los terrenos porque en estos años se perdió gran parte de los que les corresponde a la escuela”, señaló. “Hay una responsabilidad de los funcionarios que hacen que los terrenos se vean en esa situación. No hay voluntad política de cumplir con el inventario que establece la ley y pone en riesgo la integridad de la institución”, finalizó.

Notas relacionadas

Para reportar errores debe estar registrado.

Para Agregar información debe estar registrado.

¿Querés recibir notificaciones de alertas?