Publicidad

Salud y Bienestar > Duró 25 años

Dieta mediterránea: la alimentación que alarga la vida a las mujeres

Una investigación que duró 25 años confirmó los beneficios de una dieta para la salud y longevidad femenina reduciendo riesgos de enfermedades y mejorando la calidad de vida.

POR REDACCIÓN

03 de julio de 2024

Una investigación de 25 años realizada por el Brigham and Women's Hospital, afiliado a Harvard, ha revelado que seguir una dieta mediterránea puede tener un impacto significativo en la longevidad y la salud de las mujeres. Publicado en Open JAMA Network, el estudio destacó que las mujeres que adoptan este estilo de alimentación no solo presentan menos enfermedades a lo largo de sus vidas, sino que también viven más años.

La dieta mediterránea, reconocida por su equilibrio de carbohidratos complejos, vitaminas, proteínas y grasas saludables, ha demostrado ser especialmente beneficiosa durante las etapas de cambios hormonales, como la menopausia. Este período crítico, caracterizado por la disminución de estrógenos, puede aumentar el riesgo de enfermedades cardiovasculares y osteoporosis. Sin embargo, los patrones dietéticos de la dieta mediterránea ayudan a mitigar estos riesgos, proporcionando una protección vital.

Publicidad

El estudio incluyó datos dietéticos y muestras de sangre de más de 25,000 participantes a lo largo de varias décadas, analizando cómo los cambios en la dieta afectaron la salud y la esperanza de vida. Los resultados fueron contundentes: aquellos que seguían una dieta mediterránea experimentaron una reducción significativa en el riesgo de mortalidad y una mayor esperanza de vida en comparación con otros patrones alimentarios.

Además de sus efectos positivos en la longevidad, se encontró que las mujeres que seguían la dieta mediterránea mostraban menos hinchazón debido a los cambios hormonales, mejor resistencia a la insulina y un índice de masa corporal más saludable. La dieta mediterránea también se asoció con una disminución en la presión arterial, niveles estables de glucosa en sangre y óptimos niveles de colesterol, reduciendo así el riesgo de enfermedades cardiovasculares, la principal causa de muerte a nivel mundial.

En resumen, la dieta mediterránea se caracteriza por ser variada, rica en nutrientes esenciales como frutas, verduras, cereales integrales y grasas saludables. Su capacidad para promover un equilibrio nutricional beneficioso para la salud la convierte en una opción destacada para quienes buscan mejorar su calidad de vida y prolongar su longevidad.

Publicidad
Más Leídas
Publicidad

ÚLTIMAS NOTICIAS