Publicidad

Judiciales > Terrible historia

Mendocino pasó ocho meses en el penal por abusar de una joven, pero era inocente

El joven R.L.O. dio una entrevista a este medio tras ser absuelto por unanimidad. 

06 de diciembre de 2022

Un joven identificado con las iniciales R.L.O. pasó meses de terror en el Servicio Penitenciario Provincial. Por meses afirmó que estaba preso injustamente por un hecho delictual que no cometió. Finalmente, un tribunal lo absolvió de toda culpa y cargo por unanimidad. El hombre de 24 años habló con DIARIO HUARPE tras el fallo y su reciente liberación.

Oriundo de la localidad de Luján de Cuyo, en Mendoza, viajó a San Juan por trabajo y conoció a la presunta víctima, una adolescente que actualmente tiene 17 años. Sus familias estaban emparentadas. Ambos se enamoraron y empezaron a tener un vínculo, aceptado por el padre de la joven, según contó el joven. Durante la relación hubo idas y vueltas con la convivencia. Vivieron en Mendoza y en San Juan, y hasta tuvieron un hijo, que actualmente tiene un año y días de vida, según explicó R.L.O. a este medio.

Publicidad
Registrate al Newsletter Recibí las noticias recomendadas en tu bandeja de entrada

Carla Manini asumió la defensa dos semanas antes del juicio. Foto DIARIO HUARPE.

Pero todo cambió. R.L.O. decidió terminar con la relación por varios motivos. Ya no había el mismo amor y la mala relación que tenía con la madre de la joven modificaron todo. Además, se había enterado de que era menor, cuando tanto ella como la familia le habían asegurado que era mayor.

El hombre decidió volver a su provincia natal. Y había dejado en claro que se haría cargo de su hijo con la cuota alimentaria y un régimen de visita. Pero todo no surgió como él lo esperaba. Una denuncia sorpresiva llegó contra su persona. La adolescente lo acusó de abuso sexual con acceso carnal en reiteradas oportunidades. Fiscalía inició una investigación y R.L.O. terminó preso primero en una comisaría y luego en el penal de Chimbas.

La joven había denunciado que el hombre la obligaba a mantener relaciones sexuales, e inclusive la había amenazado con un cuchillo. El caso llegó al juicio después de varios meses. El fiscal del juicio había solicitado una pena de 20 años de cárcel. Sin embargo, el tribunal, integrado por Gloria Verónica Chicón, Alberto Caballero y Andrés Abelín Cottonaro, absolvió al joven de todos los cargos por unanimidad.

Atrás quedaron los meses de detención en el pabellón dos, sector dos. R.L.O. dijo que tuvo “días jodidos” y “días tranquilos” en la cárcel, mientras veía “toda la injusticia que estaban tomando contra mí”.

Publicidad

El hombre, en diálogo con este diario, dijo que la investigación fiscal fue un desastre a tal punto que no había tomado como prueba las charlas por teléfono que había tenido con la joven. Carla Manini, su abogada, también expresó lo mismo. Señaló que hablaron de un cuchillo y nunca lo presentaron como prueba. Además, aclaró que el informe del psicólogo de Anivi habló de signos de abuso sexual, pero no tuvo en cuenta que son los mismos signos que presenta una persona con disforia de género. Eso presentaba la presunta víctima. Manini habló de esto en sus alegatos y los jueces resolvieron a favor del hombre.

Tras la resolución, R.L.O. no habla de ir contra la víctima y la familia, sino contra el Estado por la mala investigación fiscal.

Publicidad
Publicidad