Publicidad

Judiciales > Flagrancia

Un hombre murió en la Comisaría 17ª y tenía heridas visibles

Durante la noche del pasado viernes, un hombre de 35 años murió en la Comisaría 17ª de Chimbas, y su cuerpo presentaba heridas. Las cámaras de seguridad serán determinantes para saber si el hombre sufrió un brote psicótico y se autoflageló, o si fue herido por alguien más.

POR REDACCIÓN

03 de febrero de 2024
El hombre sufría de adicciones. (Foto: collage/ gentileza).

Desde Flagrancia se encuentran investigando una dudosa muerte que ocurrió en el interior de la Comisaría 17ª de Chimbas, y que tuvo como víctima a un hombre de 35 años que sufría de severas adicciones. La Justicia trabaja peritando las cámaras de seguridad para determinar si esta persona se autoflageló o si fue herido por alguien más.

Según fuentes judiciales, el hecho ocurrió a las 21.50 del pasado viernes, en la dependencia policial ubicada frente a la Plaza de Chimbas. Allí permanecía detenido Juan Manuel Carrizo de 35 años, quien fue aprehendido por ocasionar disturbios en la vía pública.

Publicidad

Desde la dependencia policial aseguran que cuando el hombre fue encerrado en uno de los calabozos, tuvo una crisis, alucinó y comenzó a autoagredirse golpeando su cabeza. Es por ello que llamaron al Servicio de Emergencias, pero les dijeron que tenían demora. Inmediatamente después, los uniformados aseguran haberle colocado un casco buscando que no se ocasionara lesiones.

Registrate al Newsletter Recibí las noticias recomendadas en tu bandeja de entrada

Acto seguido -según los efectivo presentes-, Carrizo comenzó a tener dificultades para respirar y comenzó a emitir sonidos como de ronquido, para luego comenzar a expulsar un fluido blanco por la boca, por lo que nuevamente llamaron a la ambulancia, la cual llegó a las 22, pero el detenido ya no tenía signos vitales.

 Por estos motivos, se hizo presente la cúpula de la Policía de San Juan, junto con división Criminalística y Delitos Especiales. Una de las primeras medidas que se tomaron fue la incautación del material fílmico de las cámaras de seguridad de la dependencia. Además, personal forense examinó el cuerpo de Carrizo y notaron signos que llevaron a la calificación de muerte accidental dudosa.

Según el parte médico, observaron hemorragia en rostro y hematomas en ambos labios, deterioro de piezas dentales, pupilas místicas, y espuma blanquecina en boca. Livideces dorsales móviles, excoriaciones lineales en miembros superiores y circunferenciales a nivel de ambas muñecas a la altura donde tenía las esposas. Además, observaron múltiples excoriaciones lineales en diferentes direcciones en su espalda, de diámetro similar a las encontradas en muñecas compatibles de haber sido realizadas con segmento dentado de las esposas. Mientras que, a nivel anal no se observó dilatación, y en la cara anterior de la pierna derecha presentaba excoriación de aproximadamente 8 centímetros.

Publicidad

Dentro de la investigación, también se entrevistó a familiares de Carrizo, quienes mencionaron que el fallecido habría consumido alguna droga en horas de la tarde de ese día y comenzó a alucinar, quitándose la ropa y gritando en la calle. Además, manifestaron que el hombre sufría de adicciones desde los 16 años, y que incluso estuvo internado en Mendoza.

Por último, se ordenó el levantamiento del cuerpo para posterior autopsia. Vale destacar que, por el momento, no hay detenidos en la causa, y fueron secuestradas una botella de agua, una botella de alcohol, un trapo amarillo, unas esposas, y un mantel, elementos que serán peritados posteriormente.

Publicidad
Más Leídas
Publicidad