Publicidad

Deportes

Las implementaciones tecnológicas que comenzarán en el Mundial de Qatar

El Mundial de Qatar 2022 tendrá nueva tecnología en los distintos compromisos a disputar. 

Por Mauro Cannizzo
17 de noviembre de 2022

El Mundial de Qatar 2022 tendrá nueva tecnología en los distintos compromisos a disputar. Va a llegar a su máxima expresión desde las novedades, ya que habrá dos cambios desde los presentados en Rusia 2018. Estos figuran más allá de la mayor cantidad de personas en los equipos VAR. Siendo así, FIFA implementará el nuevo VAR semiautomático llamado "SAOT" y un balón con chip incorporado en su interior con la tecnología Near Field Communication (NFC).

Cabe resaltar que el SAOT es la Tecnología Semiautomática de Fuera de Juego, la que comenzará para buscar que los tiempos en las medidas arbitrales sean menores, y así poder conseguir una mayor precisión en el offside y demás jugadas complejas. De ese modo, todo se llevará con una "animación tridimensional" automática en medio del duelo. Serán diez o doce cámaras nuevas, las que prometen facilitar el trabajo en el Mundial de Qatar 2022.

Publicidad

Por la información que han brindado, dichos datos se transmitirán a un AVAR que estará encargado de las decisiones de fuera de juego, recomendando al VAR y al árbitro en el campo de juego. Todo se efectuará en tiempo real y, por ello, sólo en segundos se tomará una decisión. "También estamos rastreando las extremidades, estamos rastreando los brazos y las piernas, y sabemos exactamente dónde están todos esos jugadores en cada momento del juego", dijo Sebastián Runge, Jefe de Tecnología de Fútbol de la FIFA.

Registrate al Newsletter Recibí las noticias recomendadas en tu bandeja de entrada

Un Mundial de Qatar novedoso

En cuanto a los offsides y las intervenciones del VAR, dictaron que nada más participará en "interpretar en cuanto a las interferencias en el juego o a un adversario", ya que estas son decisiones subjetivas. Entendiendo que hay más casos, con determinaciones objetivas, el sistema le comunicará al árbitro que sea sancionado inmediatamente, sin tener participación humana en el medio. Además, las imágenes se entregarán al instante en 3D.

Sumado a todo lo anterior, la segunda novedad pasa por la pelota de juego, la que llevará en su interior una unidad de medición inercial (IMU, por sus siglas en inglés). Esta será la encargada de transmitir un paquete de datos 500 veces por segundo hacia la sala de video, detectando así con total precisión el momento justo en el que se impacta el balón. Claro, para la posición prohibida en un fuera de juego es necesario ese aspecto.

Publicidad
Más Leídas
Publicidad