AHORA

10 C°

Jueves

-2 C° / 19 C°

Viernes

4 C° / 14 C°

Niño electrocutado: la Justicia llamó a indagatoria a un funcionario de Chimbas

Se llama Alberto Herrera y es el secretario de Obras y Servicios del municipio. Su abogada ya pidió la eximición de prisión, se la concedieron y quedó a la espera de una nueva fecha para declarar.

Taro, como le decían a Lautaro, era fanático de River y jugaba al fútbol. El Club San Pedro lo despidió con un conmovedor mensaje: "La vida hoy nos ha golpeado en lo más profundo".

POR Leonardo Domínguez SEGUIR
12 de octubre de 2019

12 de octubre de 2019

La Justicia posó sus ojos sobre la Municipalidad de Chimbas por la muerte de Lautaro Bustos, el niño de 9 años que en 2018 se electrocutó cuando tocó un cable que estaba colgando en la vía pública. A casi un año de la tragedia, el juez Matías Parrón llamó a indagatoria a Alberto Herrera, el secretario de Obras y Servicios de la gestión del intendente Fabián Gramajo. El funcionario ya hizo una presentación para no quedar preso y le hicieron lugar.

Lautaro falleció el 18 de noviembre del año pasado y todo este tiempo, la Justicia realizó pericias y tomó testimoniales que ayuden a determinar si el cable que se había desprendido del tendido eléctrico dependía del municipio o de la empresa Energía San Juan. A juzgar por la resolución que dictó, en principio, el titular del juzgado Correccional Nº 5 entiende que del primero.

Fuentes vinculadas a la causa aseguraron que, por el momento, Herrera es el único que fue citado para dar explicaciones como involucrado. En la audiencia, Parrón le comunicará cuál es el delito que se le imputa y después de escucharlo, se tomará un tiempo para decidir si lo procesa o no por la muerte del menor de edad.

Aún no se sabe cuándo declarará Herrera. El juez lo llamó a indagatoria, el funcionario presentó un pedido de eximición de prisión para no quedar detenido, el magistrado se lo concedió y ahora resta que fije una nueva fecha para que comparezca y se someta a las preguntas que le quieren hacer.

El caso Lautaro despertó conmoción en la provincia, porque increíblemente falleció por fallas en la infraestructura pública.  El niño se tiró a un canal para refrescarse, resbaló cuando se bañaba, se quiso tomar del cable caído y recibió una fuerte descarga que terminó con su vida. Todo pasó frente al club San Pedro, en Chimbas, donde la criatura jugaba al fútbol.

Sandra Leveque, abogada defensora de Herrera, aseguró ayer que su cliente y el municipio no tienen nada que ver y se mostró confiada en que la Justicia llegará a esa conclusión. Además, aseguró que nunca hubo un reclamo de un vecino, como se dijo en un principio, por el estado de la instalación eléctrica de que salía el cable. Tampoco se encontraron registros de reclamos a Energía San Juan.

La indagatoria es un acto de defensa y Herrera está en su derecho de declarar o abstenerse. Según adelantó su abogada, va a declarar porque no tienen ningún problema en hacerlo.

Destrozada, la familia del pequeño inició una acción judicial paralela a la penal. Demandó en el fuero Civil al municipio que dirige Gramajo y a la empresa distribuidora de la electricidad por una cifra millonaria. La causa entró en el juzgado Contencioso Administrativo, a cargo de Adriana Tettamanti, quien debe determinar ahora si corresponde una indemnización y quién debería pagarla.

Para reportar errores debe estar registrado.

Para Agregar información debe estar registrado.

¿Querés recibir notificaciones de alertas?