Publicidad

Política > Repercusiones

La UISJ, con preocupación por el RIGI y la facilidad de importar sin impuestos

Entre muchas de sus implicancias, el Régimen de Incentivo para Grandes Inversiones (RIGI) permite a las empresas beneficiarias importar sin ningún impuesto. Ante esta situación, desde la Unión Industrial de San Juan plantearon su preocupación.

03 de mayo de 2024
Ricardo Palacios, presidente de la UISJ. Foto: Archivo Diario Huarpe. 

Con el apoyo de los seis diputados por San Juan, la Cámara Baja de la Nación aprobó la aplicación del Régimen de Incentivo para Grandes Inversiones (RIGI), que permite ciertos beneficios fiscales a las inversiones que superen los US$200.000.000. A falta de que el Senado le del OK al sistema, la Unión Industrial de San Juan (UISJ), mostró preocupación porque, cuando esto se implemente, las compañías inversoras tendrán la posibilidad de importar a tasa cero. Por lo que las empresas locales correrían en desventajas, ya que para realizar esta transacción deben pagar el Impuesto País. Por esto, pidieron que se tenga cuidado cuando se implemente el método.

Ricardo Palacios, presidente de la UISJ, indicó a DIARIO HUARPE que la perspectiva de la organización es positiva respecto al RIGI y a la posibilidad de que en San Juan se reactiven los proyectos mineros más importantes.

Publicidad

“En San Juan estamos necesitando grandes inversiones para que haya grandes desarrollos en emprendimientos mineros. Este RIGI viene a generar cierta estabilidad, que es un pedido que hacen las grandes empresas para inyectar esos millones de dólares”, dijo Palacios al respecto.

Sin embargo, cuando se aplique el sistema las empresas inversoras podrán importar sin impuestos. Por ende, les saldrá más barato contratar servicios y comprar bienes al exterior, que hacer lo propio en San Juan. Palacios planteó que, en la reglamentación del RIGI, se debe priorizar la industria nacional.

“Lo que pedimos es que esos productos y servicios que importen las empresas no sean productos y servicios que ya existan en la Argentina, porque ahí sí estaríamos ejerciendo la competencia desleal. Por ejemplo, si lo que se importa es un camión fuera de ruta, que ni en San Juan ni en la Argentina se fabrica, está bien. Pero si se importa algo que se fabrica acá como la ropa de trabajo, ahí no. Estamos cayendo en nuestra propia trampa”, explicó.

En relación con esta situación, el ministro de Producción, Trabajo e Innovación, Gustavo Fernández, manifestó que, tarde o temprano, el Impuesto País se dejará de cobrar y las condiciones serán las mismas para las empresas extranjeras y las locales. Por lo que Palacios reflexionó: “¿Por qué seguir cobrándoles más y poniendo trabas a la industria nacional? Las empresas no aguantan dos años más con este contexto impositivo”.

Por este motivo, Palacios pedirá que a la hora de reglamentar el RIGI haya prioridad para las empresas locales. “Sin reglamentación esto será meternos en nuestra propia trampa”, cerró.

Publicidad
Más Leídas
Publicidad

ÚLTIMAS NOTICIAS