Publicidad

Policiales > Dura sanción

Dos policías de San Juan fueron despedidos por manejar pasados de copa

Los efectivos conducían con más del triple y quíntuple de lo permitido.

POR REDACCIÓN

01 de septiembre de 2022

Dos policías sanjuaninos fueron despedidos por manejar borrachos en la vía pública. Se trata de un cabo y un agente que habían sido sorprendidos en distintos operativos con el triple y quíntuple de lo permitido. Por esta razón, los efectivos fueron sumariados administrativamente y echados de la fuerza este último martes.

A través de un decreto oficial firmado por el Ejecutivo Provincial este último martes, las carreras del cabo Jorge Ariel Atampiz y el agente Gonzalo Milton Serrano Balera quedaron totalmente desechadas. En ese sentido, los efectivos quedaron cesanteados en un documento por la Policía provincial por no dar el ejemplo como servidores públicos, cometer faltas graves y desprestigiar a la institución.

Publicidad

De acuerdo al documento oficial, Atampiz quedo aprehendido el 30 de junio de 2019 después de un llamado al 911 en el que se realizó una denuncia cuando un auto circulaba haciendo zigzags por calle Rastreador Calivar, en el departamento Rivadavia. Tras ello, un patrullero paró al vehículo, a la altura de calle Borges, y obligó a bajar a sus cinco ocupantes, dos hombres y tres chicas.

Registrate al Newsletter Recibí las noticias recomendadas en tu bandeja de entrada

En ese contexto, un efectivo que estaba trabajando en el operativo declaró que el conductor estaba visiblemente alcoholizado y les dijo: “¿Qué pasa? ¿Qué van a hacer? Soy policía”. Tras esta respuesta, Atampiz y los acompañantes fueron trasladados a la Comisaría 13ª de Rivadavia. El efectivo detenido trabajaba en el Cuerpo Especial de Vigilancia, y al momento de la detención no llevaba la cédula verde del vehículo y el seguro estaba vencido.

El primer examen de alcoholemia arrojó que Atampiz conducía con 1,80 gramos de alcohol por litro de sangre. Mientras que el otro análisis realizado en el laboratorio de la División Criminalística arrojó que el nivel de alcohol era de 2,66. Es decir, cinco veces más de lo permitido por la Ley.

Atampiz quedó suspendido en julio de ese año y le iniciaron un sumario administrativo en la Subsecretaría de Control de Gestión. Algo similar pasó con el agente Gonzalo Milton Serrano Balera, quien había sido detenido pasado de copas el 6 de noviembre de 2020 en horas de la mañana durante un control vial en avenida Libertador y Lateral de Circunvalación, en jurisdicción de la Seccional 4.ª.

Publicidad

Serrano Balera era efectivo de la Comisaría 30ª y afirmó que horas antes había estado en el cumpleaños de su madre. La prueba de dosaje dio como resultado, 1,24 gramos de alcohol por litro de sangre. Por este motivo, le realizaron una infracción de tránsito y le radiaron el auto. Tras ello, le abrieron un sumario administrativo y, al igual que Atampiz, fue duramente castigado dentro de la Policía.

Publicidad
Más Leídas
Publicidad