Publicidad

Departamentales > Aniversario de su muerte

En un cerro de Jáchal, lejos de todo, se honra al Cura Brochero 

Se cumplen 110 años desde la muerte del Cura Brochero que cuenta con numerosos oratorios y sitios de homenaje entre los que se incluye una gruta en un cerro de Jáchal. 

POR REDACCIÓN

26 de enero de 2024

Este viernes 26 de enero se cumplen 110 años desde la muerte del Cura Brochero, patrono de la provincia de Córdoba y uno de los santos más venerados en toda la Argentina incluyendo San Juan. En este día se supo que en un cerro de Jáchal, lejos de todo, se honra a este cura que llegó a la santidad gracias a un milagro de sanación de una niña sanjuanina.

En este día del aniversario del fallecimiento del santo, el sitio Jáchal Transmite publicó imágenes de un oratorio en honor a Brochero que muchos jachalleros aún no conocen. Es que se trata de una gruta construida en un cerro a la que se llega por una escalera pintada de blanco.

Publicidad

Este sitio de oración se encuentra en Niquivil, se llega allí siguiendo una huella entre las montañas, pasando el río, y los hornos de cal. Allí al final del camino se encuentra el paraje conocido como "El Bañito", dentro de la gruta que cuenta con una puerta vidriada se puede ver una imagen de la virgen y un retrato del Cura Brochero junto a la oración que se le reza a este santo. 

José Gabriel del Rosario Brochero, fue un sacerdote conocido como “El cura gaucho” o “El Cura Brochero” en diciembre de 2023 fue declarado patrono de la provincia de Córdoba.

Este religiosos que se convirtió en el cordobés más famoso nació el 16 de marzo de 1840 en la localidad de Villa Santa Rosa, del departamento Río Primero, en el paraje “Carreta Quemada”. Fue miembro de una familia de 10 hermanos, hijos del matrimonio de Ignacio Brochero y Petrona Dávila.

Recibió la ordenación sacerdotal el 4 de noviembre de 1866 y su obra pastoral siempre estuvo dedicada a los pobres, los enfermos y más necesitados. Falleció el 26 de enero de 1914 a los 74 años.

Publicidad

El proceso de canonización del Cura Brochero comenzó en 1967. Fue declarado beato por el papa Francisco en 2013 y en 2016 lo nombraron santo en 2016 lo que lo convirtió en el primer santo del país nacido en Argentina.

En su proceso de canonización fue clave el que se considera como su milagro porque se le atribuye por la sanación de Camila, una niña sanjuanina que estaba al borde de la muerte tras una golpiza que recibió.

El caso fue estudiado por una comisión médica –que no le encontró ninguna explicación científica a su mejoramiento– y por una comisión teológica. El último paso que restaba era que el milagro sea considerado por el Plenario de Obispos y Cardenales que lo validó el 12 de enero de 2016.

Publicidad
Más Leídas
Publicidad