AHORA

13 C°

Domingo

3 C° / 20 C°

Lunes

7 C° / 22 C°

Departamentales > Cómo trabajan

Chimbas: más de 140 voluntarios asisten a sus vecinos en cuarentena

La mayoría son mujeres y dan una mano a unas 12.000 personas.

POR Alejandro Pellegrinuzzi SEGUIR
09 de abril de 2020

09 de abril de 2020

El día después de que decretaran el aislamiento social y obligatorio por el coronavirus, los llamados y mensajes comenzaron a llegar al 0800 que el municipio de Chimbas había puesto a disposición de la comunidad para urgencias, consultas, asistencias y pedidos de ayuda.

La mayoría pedía asistencia ante el panorama que se avecinaba. Otros, preguntaban por permisos para circular o información sobre las restricciones y alcances de la medida. No obstante, cada tanto, aparecía uno que se ofrecía como voluntario para ayudar en lo que el municipio necesitase.

“No lo podíamos creer", le contó a DIARIO HUARPE el intendente Fabián Gramajo. "Gente que, a pesar de todo y asumiendo todos los riesgos, se ofrecía para ayudar a su vecino. Con una entrega total. La verdad, emocionante. Una acción muy bonita, de sentimientos humanos muy fuertes y dignos de destacar”.

La mayoría son mujeres. Algunos tienen 18 años y otras 53. Son de distintos barrios y pertenecen a diferentes capas socioculturales. Pero a pesar de a las diferencias, todas y todos se unieron, se arremangaron y dijeron: "Manos a la obra".

El trajín diario   

El día que el municipio los convoca, se levantan antes de las 7, porque a esa hora, en punto, tienen que estar en las bases de asistencia que el municipio montó en diferentes puntos del departamento para los operativos de emergencia.

Una vez en el lugar, personal del municipio les entrega todos los implementos e indumentaria de prevención para salir a la calle y a cada uno, una lista de 5 a 15 domicilios, según la demanda, donde tienen que llevar la ayuda: alimentos, remedios o cualquier otra necesidad que, previamente, el vecino solicitó al 0800-222-7714.

Una vez cargados los pedidos de ayuda a los vehículos repartidores, los voluntarios se suben a ellos y parten a los destinos prefijados.

Llegan, entregan lo solicitado, charlan con el vecino, lo escuchan y anotan todo lo que les plantea: desde ayudas para resolver otros problemas particulares o comunitarios o, simplemente, un saludo o agradecimiento a todos los que hacen posible la loable tarea.

En primera persona

Beatriz Ormeño, 53 años.

Vende productos de panadería a almacenes y en la calle. Madre soltera de una hija de 21 años.

“Nunca lo dude. Me ofrecí a ayudar porque lo llevo en la sangre. Y realmente es una de las experiencias más fuertes que he vivido en mi vida. Ayudar al prójimo es lo más importante en la vida del ser humano”, dijo.

Érica Ávila28 años.

Colabora con el negocio familiar, una avícola y carnicería. Es estudiante universitaria.

“Es la primera vez que participo de un grupo de voluntarios y me parece profundamente emocionante. Llegar con la ayuda a la gente que lo necesita, ver sus caras de agradecimiento y alegría, no tiene precio, te perfora el corazón”, dijo. 

Cristian Mercado, 31 años.

Músico, vende ropa, padre y esposo.

“Me enteré por las redes y dije me sumo. Porque cuando la gente te necesita, solo hay que estar. Hoy estamos, y si estamos bien, hay que agradecer y ofrecerse al servicio de los que no están bien", dijo. 

Mara Díaz, (24 años).

Mamá de un nene de 2 años. Canta folclore y estudia. Junto a su pareja, Lucas Atencio, se ofrecieron como voluntarios.

“Algunos nos estaban esperando en la calle. Y a veces no encontrábamos los domicilios donde teníamos que llegar con la ayuda. Pero los vecinos nos ayudaban indicándonos donde vivía la persona a quien teníamos que ayudar. Si me tengo que quedar con algo elijo la solidaridad de la gente, el amor, la entrega y el agradecimiento”, dijo. 

Todos aseguraron que no le tienen miedo al contagio de coronavirus. Es más, aseguran que lo volverían a hacer y que están a disposición del municipio.

Sobre el operativo de ayuda

Para la asistencia y ayuda el municipio ha afectado más de $20 millones. Por día se atienden 300 pedidos de ayuda, aunque a veces la cifra supera los 1.000.

En el mes, las asistencias ascienden a más de 12.000, número que el municipio obtuvo tras un relevamiento que hizo en la primera semana de cuarentena. Para la distribución de las ayudas se están ocupando 35 movilidades municipales y 141 remises contratados.

Se crearon cuatro bases de asistencia donde se organiza y coordinan todas las ayudas. Están en el camping Villa Observatorio, en calle 25 de Mayo y Mendoza (frente al Municipio), en calle Centenario antes de Salta, y en la delegación Este del Mogote.

 

Para reportar errores debe estar registrado.

Para Agregar información debe estar registrado.

¿Querés recibir notificaciones de alertas?