Publicidad

Policiales > En Carpintería

Dos policías de San Juan salvaron de la muerte a un nene de 3 años que cayó a una pileta

El pequeño estuvo bajo el agua por más de tres minutos. Los policías le practicaron maniobras de resucitación, ya que no presentaba signos vitales.

25 de enero de 2023

Dos policías de la Subcomisaría Castro, en Pocito, se convirtieron en héroes el pasado lunes tras participar de una desesperante situación. Un hombre llegó hasta el lugar pidiendo ayuda para su pequeño hijo de 3 años que se había caído dentro de una pileta y ya no presentaba signos vitales. Los uniformados de la Policía de San Juan, sin dudarlo y en movilidad propia, llegaron hasta el lugar e iniciaron con las maniobras de RCP y luego de unos minutos, lograron que el niño comenzara a respirar por sus propios medios.

"Nos encontrábamos de servicio en la subcomisaria, cuando un hombre llegó pidiendo ayuda para su pequeño que se había caído a una pileta y no respiraba. En ese momento el móvil policial se encontraba de recorrida por la zona, por lo que ante la emergencia y sabiendo que cada minuto de demora podía ser fatal, tomamos la decisión junto a mi compañero Darío Bibiloni, de irnos en el vehículo particular de él", contó a DIARIO HUARPE, el cabo Emanuel Castro.

Publicidad
Registrate al Newsletter Recibí las noticias recomendadas en tu bandeja de entrada

Según detalló el uniformado, el hecho ocurrió en la tarde del lunes, en un lugar donde se alquilan canchas y cuenta con una pileta de grandes dimensiones, a pocas cuadras de la subcomisaría. "Llegamos y nos encontramos con una persona que tenía al niño en brazos y le estaba dando golpes en la espalda. Le pedí que me lo diera y al momento de tomarlo, noté que ya no respiraba, que tenía los labios morados y estaba muy hinchado por la cantidad de agua que había tragado. Inmediatamente, comencé con la maniobras de reanimación, mientras mi compañero solicitaba el apoyo y la asistencia médica".

Castro, contó a este medio, que según un testigo del hecho, había visto como tres niños jugaban al borde de la pileta. Minutos después, cuando miró nuevamente en esa dirección, notó que faltaba uno. "Este hombre me manifestó que se acercó a la pileta y no vio nada, pero siguió recorriendo el perímetro y se encontró con el pequeño. Estiman que el niño, permaneció sumergido aproximadamente, unos 3 minutos".

"Hice RCP y el niño no respondía a las maniobras. Durante más de dos minutos hice compresiones y respiración. Finalmente, el pequeño comenzó a vomitar agua, pero respiraba con mucha dificultad, por lo que continué con el trabajo. Pasados unos minutos, largó el llanto y en ese momento me detuve. Ya se encontraba estable", aseguró el cabo.

Mientras el joven se encontraba reanimando al niño de 3 años, el oficial subinspector, Darío Bibiloni, coordinaba la llegada de la ambulancia, que se hizo presente en el momento que el pequeño largó el llanto. De manera inmediata, la víctima y sus padres fueron trasladados al Servicio de Urgencias del Hospital Doctor Guillermo Rawson.

"La gente de emergencias nos preguntó que habíamos hecho y cuando le conté, me dijo que hicimos un gran trabajo y que con las maniobras realizadas, logramos salvarle la vida", dijo.

Finalmente, Castro dijo que el pequeño permaneció internado unas días en observación, porque fue mucha cantidad de agua la que tragó. "Lo último que sabemos es que se encontraba estable", aseguró Castro.

Publicidad
Publicidad
Más Leídas
Publicidad